Un emigrante gallego en Suiza, detenido en Cataluña al circular 30 kilómetros en dirección contraria y descubrir que llevaba un cadáver

El cuerpo, tapado con una manta en el asiento del copiloto, estaba en descomposición. Se trata de un hombre de nacionalidad suiza, que era su pareja. No se han hallado signos de violencia

Vehículo policial de los Mossos d'Esquadra
Vehículo policial de los Mossos d'Esquadra
La Voz
Gerona / Lugo

Un hombre de 66 años ha sido detenido en una pequeña localidad del Ampurdán, en Cataluña después de que huyese de un control policial en Francia sin motivo aparente hasta que se descubrió que viajaba con el cadáver de su pareja, que había fallecido hacía dos o tres semanas. Se trata de un emigrante gallego, originario de Lugo, que llevaba años en Suiza

Según fuentes de la investigación, aparentemente, el cuerpo que transportaba en el asiento del acompañante, aunque tapado con una manta, no presenta signos de violencia. El cadáver, que corresponde a un ciudadano suizo de 88 años, presentaba un estado avanzado de descomposición e, incluso, las manos momificadas.

El conductor había circulado con él por España según sospechan los investigadores, aunque apenas le han extraído más datos que el de que eran pareja. 

Este jueves se había adentrado en Francia, pero unos veinte kilómetros después de haber cruzado la frontera se encontró con un control a la altura aproximada del municipio de Le Boulou. La opción que escogió fue la de dar la vuelta y circular en dirección contraria por la autopista hasta regresar a territorio español. Por esa vía rápida recorrió unos treinta kilómetros sin hacer caso de las indicaciones de los Mossos d'Esquadra, a los que había avisado la policía francesa.

El hombre abandonó la autopista AP-7 por la salida 5 y escogió la carretera GI-634, que circula por parajes del Ampurdán gerundense, hasta que se accidentó al llegar al municipio de Jafre. Los Mossos d'Esquadra que le seguían y los de la comisaría pudieron dirigirse entonces al conductor y, cuando le preguntaban por su huida, descubrieron bajo la manta que tapaba el asiento del acompañante el cadáver de una persona.

Al primero lo acompañaron a dependencias policiales y el cadáver ha sido trasladado a las instalaciones del Instituto de Medicina Legal de Gerona, donde se le practicará la autopsia. Allí se conocerán las causas de su muerte, aunque fuentes de la investigación reiteran a falta de confirmación que, aparentemente, no parece que se trate de un crimen.

Después de declarar ante los Mossos d'Esquadra, este gallego de 66 años, que dispone también de nacionalidad suiza y que reside en España, pasará a disposición del juzgado de instrucción de guardia. Fuentes policiales confirmaron a La Voz de Galicia que el ahora detenido es un emigrante nacido en Lugo, y que emigró al país centroeuropeo siendo ya adulto. 

La opción principal que se baraja es que el destino del vehículo antes de encontrarse con el control policial en Francia era Suiza, aunque será la investigación la que determine los motivos que llevaron al conductor a circular por suelo español con su pareja fallecida hace semanas antes de regresar al país de donde el fallecido era originario.

El juzgado de instrucción 1 de La Bisbal d'Empordà anunció en la tarde de este viernes que el detenido fue puesto en libertad provisional de forma cautelar, acusado de un delito de conducción temeraria. Se le prohíbe circular por territorio español, además. Por el momento, las investigaciones no le atribuyen de ninguna forma la causa de la muerte de su pareja fallecida

Votación
0 votos
Comentarios

Un emigrante gallego en Suiza, detenido en Cataluña al circular 30 kilómetros en dirección contraria y descubrir que llevaba un cadáver