Boleros y rancheras con acento gallego

La cantante ourensana Marisol Álvarez acaba de llegar de México, donde ha vivido los últimos doce años


Ourense

Cuando Marisol Álvarez (Ourense, 1971) supo que quería ser cantante ya no era una niña. «Sí es cierto que la música siempre me llenó y me removió por dentro», admite. Se dio cuenta de que su voz tenía muchas posibilidades siendo ya casi una treintañera. «Trabajaba como peluquera y cada fin de semana me iba con unos amigos al karaoke. De ahí pasamos a participar en concursos y a actuar en la Televisión de Galicia a principios de los 2000», recuerda. Así que unos años más tarde, en el 2018, decidió viajar a México para probar suerte en la tierra de las rancheras. «Me fui a buscarme un futuro como cantante», afirma. Allí se puso el nombre de El sol de España. Compaginó trabajos de estilista con oportunidades musicales. Cuenta que actuó en la galería Plaza de las Estrellas, en la capital mexicana, un enorme centro comercial dedicado a artistas nacionales. También que representó al país de Frida Kahlo en un festival en Canadá. Durante sus 12 años en México despuntó por ser la mujer con marcado acento gallego capaz de desplegar un chorro de voz grande y limpio para interpretar boleros y rancheras. Ahora, a consecuencia de la pandemia, Marisol ha vuelta a casa, a Ourense, para estar más cerca de su madre.

Canta de todo. Lo mismo se arranca por Luis Miguel, por Rocío Dúrcal o por Juan Gabriel, que se pone folklórica y flamenca. «Creo que la definición de mi estilo es versátil. Amo la música y me conmueven muchísimos artistas», dice. Ella hace versiones y entre sus temas preferidos no faltan alguno de Alejandro Sanz y David Bisbal. Estos le salen ahora con acento mexicano, el mismo deje que no puede evitar al hablar, con sus «ahorita», «dame chance» o «órale». En cuanto la pandemia lo permita, Marisol y su voz llegarán a Miami. «El psicólogo de las estrellas Rolando Baute me ha apadrinado como artista y estamos preparando una presentación en Florida por todo lo alto», explica. Ni el covid consigue que esta ourensana deje de luchar por su sueño: dedicarse en cuerpo y alma a la música, sea donde sea.

Votación
3 votos
Comentarios

Boleros y rancheras con acento gallego