Mariza: «Mi bisabuela era gallega, por eso siento un cariño especial por Galicia»

«El flamenco y el fado son únicos», dice la cantante portuguesa, que ha recibido el Premio Luso-Español de Arte y Cultura

Mariza recogió el premio de manos de los ministros Graça Fonseca y José Guirao
Mariza recogió el premio de manos de los ministros Graça Fonseca y José Guirao

Lisboa / Corresponsal

Mariza dos Reis Nunes (Lourenço Marques, Mozambique, 1973) Conocida artísticamente como Mariza, no necesita presentación. A sus 46 años atesora una maravillosa voz y una sólida carrera de éxito internacional, llevando siempre el fado y la música portuguesa como bandera. Se siente feliz y muy honrada, tras recibir el Premio Luso-Español de Arte y de Cultura, dotado con 75.000 euros, en el monasterio de los Jerónimos de Lisboa, de manos de los ministros de Cultura ibéricos.

-¿Qué ha significado para usted. la concesión de este premio?

-Ha sido un gran honor y orgullo esta distinción, además de una gran sorpresa, ya que no me lo esperaba. Le confieso que estaba de viaje cuando me llamaron los ministros de Cultura de España y Portugal, y sentí una alegría y felicidad indescriptibles. Aunque el momento más especial ha sido al recibir el premio en el marco incomparable del monasterio de los Jerónimos

-¿Cuál es su relación con España?

-Mi relación con España ha sido siempre de mucho cariño, la llevo siempre en el corazón. Siempre he sido muy bien recibida, tanto personalmente como artísticamente, ya que mi música es muy conocida en su país... aunque hace tiempo que no grabo con ningún productor español y me encantaría.

-¿Y con Galicia en particular?

-Es la región de España que más siento en mi corazón, con eso ya le digo todo. Viajo muchas veces a Galicia, por trabajo y privadamente. Me encanta. Mi bisabuela era gallega, por eso siento un cariño muy especial por Galicia.

-¿Cuál es el artista español que admira más?

-He tenido el honor y el placer de cantar, colaborar y trabajar con numerosos artistas españoles, aunque si tengo que elegir uno me quedo, sin duda, con Paco de Lucía, por su genialidad. Paco, además, tenía sangre portuguesa. El fado y el flamenco son músicas de raíz, únicas y especiales. Ambos estilos llegan al corazón y al alma, porque cantan a la vida y al amor y permanecerán para siempre. Lo mismo ocurre con la música de Paco de Lucía. 

-¿Qué siente cuanto canta en castellano? ¿Cuándo serán sus próximos conciertos en España?

-No hablo bien español, hablo portunhol, aunque me encanta cantar en español. De hecho, uno de los temas de mi último disco lo he cantado en español. En este momento estoy muy centrada en celebrar mis veinte años de carrera. Mis planes inmediatos son los conciertos de este año por Portugal y preparar la gira de los veinte años, en el 2020, aunque por el momento no le puedo concretar mucho más.

-¿En qué momento vital y profesional se encuentra Mariza?

-En un momento excepcional de gran madurez. Es el momento de hacer balance y de celebrar los veinte años de profesión, como le decía. Aunque también de seguir pensando en nuevos desafíos y proyectos.

-¿Qué opina de la nueva generación de fadistas portugueses? ¿Tiene algún favorito?

-Esta nueva generación tiene un enorme potencial, garra y futuro. Lo que más me gusta es que le ha dado una gran versatilidad y color al Fado, que está más vivo que nunca. Hay voces nuevas que cantan, sienten el fado y lo interpretan de maravilla, aunque prefiero no decantarme públicamente con ninguno en particular.

Una voz y un estilo inconfundibles que modernizaron el fado

La primera imagen que viene a la memoria al describir, recordar o hablar de la cantante Mariza es su cabello rubio y muy corto, su figura esbelta, su estilo de vestir própio e inconfundible, su elegancia natural en el escenario y su voz. Esa voz única y maravillosa, fruto del mestizaje que corre por sus venas, que casa a la perfección Portugal, España, ya que una de sus bisabuelas era gallega, y la cultura africana, lusófona, ya que nació en Mozambique.

Mariza es la cantante más internacional que tiene Portugal en estos momentos, y el puente entre las fadistas tradicionales y la nueva generación de cantantes lusas. De hecho cuando comenzó a triunfar, hace casi dos décadas, se le definió como la sucesora de gran Amália Rodrigues. Aunque veinte años después, Mariza, ya no solo es la sucesora de Amalia, sino la artista con mayúsculas de la música portuguesa del siglo XXI, por su personalidad, estilo, voz y autenticidad.

En el 2019, Mariza dos Reis Nunes, no solo es profeta en su tierra, como lo era Amália, sino que ha triunfado en todos los escenarios internacionales, de los cinco continentes, en los que ha actuado hasta ahora, incluidos los españoles, en los que ha cosechado siempre grandes aplausos. Hoy no solo canta fado, sino que ha probado con éxito los más diversos estilos musicales, como el flamenco.

Los que la conocen bien la definen como tímida, luchadora, sensible y sobre todo, muy profesional y perfeccionista hasta la saciedad. Ama España, en especial Galicia, y el Flamenco. Carlos Saura y su película Fados le dieron la llave para adentrase en el flamenco y conocer a Paco de Lucía, por cuyo arte siente devoción. El premio bienal de Arte y Cultura Hispano Luso, concedido por los ministerios de Cultura Ibéricos, que acaba de recibir en Lisboa, es un reconocimiento que le llena de orgullo y alegría, aunque, sin duda, muchos más vendrán de Portugal, de España y de fuera de la península Ibérica.

Votación
0 votos
Comentarios

Mariza: «Mi bisabuela era gallega, por eso siento un cariño especial por Galicia»