Los niños de Australia pueden vestir moda viguesa

Foque lleva parte de sus diseños exclusivos a más de veinte países repartidos por el globo: México, Nueva Zelanda, China, Italia


Niños de Australia con ropa que se ha fabricado en Vigo. Así de lejos llega la moda infantil gallega hoy en día. Y prueba de ello es la expansión de Foque, la marca con sede en Nigrán referente en el sector desde 1962. Las familias ya pueden encontrar sus modelos en China, Italia, México, Nueva Zelanda o Australia. Por supuesto, se notan diferencias en función del punto geográfico donde residen los pequeños clientes. 

«Intentamos llegar a todos los públicos con una colección muy amplia pero claro, hay variedades, en Panamá solo se vende la temporada de invierno, los colores como el beige o el mostaza encajan más o menos en función de las zonas y los tonos de piel. También los cortes y los tejidos, en los países árabes son más de vuelos y prenda trabajada, en España gustan las cosas más sencillas», explica María del Pilar López Blanco, responsable del departamento de diseño e hija del propietario de Foque, Carlos López. 

Los orígenes de esta marca que viste a los más pequeños se remontan a 1962, cuando se compró la primera tejedora. La empresa nació en el barrio vigues de O Calvario, pero en los 70 la necesidad de crecer los llevó hasta Nigrán. Ahora, unas 24 personas trabajan de forma directa en llevar los sueños de la sección de diseño a las principales tiendas multimarca. El primer paso es la selección de tejidos e hilos, repasando con todos los proveedores las posibilidades e incluyendo algún diseño propio exclusivo. Por supuesto, la selección tiene en cuenta  de que los materiales sean respetuosos, con el medio ambiente y con la piel de los niños, por lo que se prefieren fibras naturales de origen sostenible y orgánico. 

El departamento de diseño se encarga entonces de realizar el siguiente paso, convertir esas telas en ropa que sirva para toda la familia, ya que en Foque están especialmente dedicados a conjuntar a todos los pequeños de la casa. Una vez tienen los prototipos ya pueden elaborar muestrarios para presentar a sus representantes, que se encargarán de exponerlos por las tiendas multimarcas para recoger sus pedidos. En función de ellos, se trabajará en la producción de la temporada que aún está por llegar. 

«Fabricamos en talleres externos y vamos, lógicamente, adelantados. Ahora mismo venimos de dos ferias y estamos con la colección otoño- invierno del 2021», explican desde Foque. 

Venta online

Otro de los frentes que tienen abiertos desde Foque es el impulso de la venta online, como forma de fortalecer la marca y ayudar a las tiendas donde se distribuye su ropa, para que se más conocida. «No se trata en absoluto de competir, si no de darle más visibilidad a la marca, ahora mismo solo representa un 2 o un 3% del total, pero ya es el presente y hay que implicarse», explican al tiempo que reclaman mayor apoyo del Gobierno para el pequeño comercio. 

Desde la fábrica de Nigrán recuerdan también algunos de los niños de las famosas que han vestido sus trajes, dede el pequeño de Simoneta Gómez Acebo al de MAría José Suárez o a la niña de Paula Echevarría. Todas prendas, como recuerdan, hechas con mimo y cumpliendo las estrictas normas sobre patronaje infantil que rigen en la actualidad. 

Votación
0 votos
Comentarios

Los niños de Australia pueden vestir moda viguesa