El centro compostelano que instruye en pilates por webcam a maestros al otro lado del charco

Antonio León dirige Hygge, donde han cambiado la formación presencial por la telemática «con una acogida fantástica»


Santiago / La Voz

En el último año, muchos gimnasios y centros deportivos se vieron obligados a dar el salto al mundo telemático, ante la imposibilidad de mantener la actividad presencial por la pandemia. En marzo iniciaba este cambio Hygge Pilates, con la peculiaridad de que en esta escuela no solo imparten clases a nivel local sino que desde Santiago también se forma a maestros de toda España en balanced body, e incluso del continente americano, ahora a través de una webcam. «Es exactamente lo mismo, solo cambia en eso», dice Antonio León, instructor de profesores y fundador de la empresa con tres sedes en Compostela (en Santa Marta, Costa Vella y en el Ensanche) y una en Vigo. Explica que el mayor reto son las conexiones con alumnos al otro lado del charco: México, Brasil, Miami... «Hay que adaptarse al cambio horario. En algún caso son 9 horas de diferencia, por lo que algún día tienes que ponerte aquí a las tres de la tarde para que encaje bien. Hay que entrenar mucho la paciencia para sacar esto adelante, porque a pesar de tener todos los megas a veces falla la conexión y dejan de escucharte o se corta la imagen», comenta entre risas Antonio. ¿Anécdotas? «Las hay... A veces nos olvidamos de apagar el micro, por ejemplo, o pensamos que la cámara se apagó y sigue encendida. Y, cuando hay cambios de hora, muchos entran al acabar la sesión», responde. Para solventar percances técnicos, el centro tiene un equipo de soporte. «Al principio tuvimos que ayudar a profesores que no tenían la tecnología necesaria o que usaban por primera vez la plataforma», relata el director de Hygge, donde se encargan de la formación en español representando a la escuela estadounidense Balanced Body INC (en California). Asegura que «la acogida ha sido fantástica, ya no solo a nivel internacional, también a nivel local. Me sorprendió cuando dejamos de dar clases presenciales la cantidad gente que rellenó el formulario de inscripción para cuando se retomasen. Creo que hay una demanda mayor a partir del confinamiento porque esto ha servido para valorar más el tema de la salud y del bienestar, Y han empezado a venir otras nuevas, que comienzan con sesiones individuales para ver su condición física e ir asentando las bases, para integrarlos luego en grupos de 4 o 5 personas, en función de su nivel». Antonio, de origen peruano y con 31 años, recuerda que descubrió el potencial del pilates con 16: «Fui nadador y era uno de los métodos que usaba para la competición y para prevenir lesiones. Me ayudaba a preparar el cuerpo mejor, fuera del agua». Licenciado en Psicología por la USC, afirma que su trabajo «es a través del movimiento, pero ayuda tener recursos desde la psicología. Al final, se trata de equilibrar la conexión entre cuerpo y mente, y de moverte siendo consciente del movimiento, no mover por mover». 

Modelos cercanos

Coincidiendo con el Día Mundial de la Mujer y la Niña en la Ciencia, el Concello de Ames ha destacado el trabajo que menores y adultas realizan en este ámbito a través de un vídeo. En él participan más de una docena de alumnas y profesoras de colegios e institutos públicos del municipio, así como otras cinco profesionales dedicadas a la ciencia e innovación como Paula Rey, responsable de calidad de la empresa Conic Vascular España; Paz Dapena, jefa de proyectos de Bahía Software; Berta Caro, directora de desarrollo corporativo de Tecalis; Victoria Otero, investigadora matemática y docente con más de 30 años de experiencia; y Magdalena Seco, médico y jefa de servicio del centro de salud de O Milladoiro. Que no se diga que no hay modelos cercanos para inspirar nuevas vocaciones científicas.

Conciliación

Conciliar las ocupaciones laborales con las familiares está siendo este curso todo un reto, e iniciativas como Entroido Activo lo facilitan. El programa impulsado por el Concello de Boqueixón arrancó con una decena de participantes en horario de mañana. Los alumnos de infantil y primaria fueron divididos en tres grupos para minimizar los riesgos de contagio, dirigidos por una monitora para cada uno. Las actividades, que se desarrollan en las instalaciones de O Forte y del CPI Antonio Orza Couto, arrancaron con la creación de un mural de temática carnavalesca. Cada grupo se está encargando de una parte y luego serán unidas. Además, realizaron distintas máscaras para trabajar las emociones y mañana habrá un taller de filloas al que se sumarán cuentacuentos, juegos musicales y otras dinámicas.

Votación
0 votos
Comentarios

El centro compostelano que instruye en pilates por webcam a maestros al otro lado del charco