¿Sabes que una isla en Canadá lleva nombre de marino gallego?

El marino nacido en Corme Francisco Mourelle de la Rúa descubrió la isla Maurelle


Ferrol

Aunque sea un dato poco conocido es totalmente real, se trata de la isla Maurelle que fue descubierta por el insigne marino gallego Francisco Mourelle de la Rúa. Si en un artículo anterior hablamos de Antonio Barceló como valiente marino del siglo XVIII que alcanzó los más altos puestos en la Armada sin haber pasado por la Real Compañía de Guardias Marinas, algo verdaderamente excepcional en aquella época; hoy hacemos lo propio con otro ilustre marino que, en iguales circunstancias que su predecesor, tiene méritos relevantes.

Francisco Antonio Mourelle de la Rúa (1750-1820), nacido en el pueblo marinero de Corme, en la Costa da Morte, en el seno de una familia de hidalgos pero de escasa fortuna, ingresó en la Escuela de Pilotos de Ferrol a los 13 años y con brillantes notas obtuvo el título de pilotín en 1768. Embarcó en numerosos de buques de la Armada realizando misiones en aguas de Puerto Rico, isla de Trinidad, Cuba y las Antillas. En 1775 pasó destinado como primer piloto al puerto de San Blas, en México, base y punto de partida desde donde participó en infinidad de expediciones de reconocimiento hidrográfico en la Alta California. Con el teniente de fragata

Juan Francisco Bodega hará un excelente equipo explorando las costas de Alaska llegando al Cabo de San Elías y alcanzando más tarde la latitud de 60º en la isla que bautizaron como Puerto de Santiago, donde tomaron contacto con los naturales «umiaks» de raza esquimal.

Una de las islas descubiertas, en el archipiélago «Discovery Islans», situadas entre la Isla de Vancouver y el territorio continental de la Columbia Británica en Canadá, se llama precisamente «Maurelle», así escrito después por los franceses. Más adelante entraron en una bahía al norte de San Francisco que bautizaron

como «Bahía Bodega» (Bodega Bay, nombre que aún conserva) en honor al comandante de la goleta «Sonora», el citado oficial español Juan Bodega. Mourelle escribió un excelente Diario de sus navegaciones y descubrimientos que sería utilizado por otros navegantes como el famoso James Cook, pues dicho documento cayó en manos del escritor Daines Barrington que lo publicó traducido al inglés en 1781.

La carrera de nuestro genial marino continuó exitosa con nuevos descubrimientos en el Pacífico (islas Salomón, Vavao en el archipiélago de Tonga y otras). Ya de vuelta en España, ejerció diversos mandos de lanchas cañoneras y otras unidades participando en más de 40 combates contra los ingleses en las costas de Cádiz, llegando a hundir 16 naves enemigas. En la Guerra de la Independencia contra los franceses tomó parte en la rendición de la Escuadra de Rosilly. Fue jefe del Apostadero de Algeciras, alcanzando el empleo de Brigadier en 1811 y el de Jefe de Escuadra (vicealmirante) en 1818. Sus restos mortales reposan en el Panteón de Marinos Ilustres desde 1891.

Mourelle, para orgullo propio, fue sin duda el último representante de la saga de grandes marinos españoles de la segunda mitad del siglo XVIII junto a Barceló, Gravina, Churruca, Alcalá Galiano, Mazarredo y otros tantos dignos de admiración y gratitud.

 Ven al Museo Naval de Ferrol y te contamos más cosas (abierto de martes a viernes, de 9.30 a 13.30 h; sábados, domingos y festivos, de 10.30 a 13.30 h). Más información en la web del museo http://armada.mde.es/museonavalferrol y visitas guiadas en la dirección de correo: museonavalferrol@fn.mde.es

Votación
6 votos
Comentarios

¿Sabes que una isla en Canadá lleva nombre de marino gallego?