Jóvenes emigrantes encuestados por La Voz dicen que no volverán a corto plazo

La mayoría suman más de cinco años trabajando fuera aunque muchos salieron sin contrato

Carolina se marchó de Galicia en 2006 con una beca Erasmus para cursar su tercer año de carrera universitaria en Alemania. Contaba con quedarse unos diez meses, y actualmente sigue allí, viviendo en Stuttgart. Al finalizar su programa internacional, solicitó el traslado de expediente a la facultad del país germano y, aunque al graduarse intentó encontrar un empleo en Galicia, las condiciones laborales le parecieron «pésimas». Así lo explica esta arquitecta. En Alemania empezó trabajando en un restaurante español. No obstante, en tan solo cuatro meses ya encontró un empleo en su campo.

Jóvenes emigrantes encuestados por La Voz dicen que no volverán a corto plazo