Este proyecto ha sido cofinanciado por

El voto obstinado del 28A en Estados Unidos

Solo uno de cada diez inscritos en el Consulado de España en Nueva York ha solicitado participar en las elecciones generales de este domingo


Nueva York

Llegan de forma escalonada a la sede consular de la Calle 58 en Manhattan. Solos, con amigos o con la familia. Algunos, con el gran sobre marrón con las papeletas que recibieron por correo bajo el brazo. Otros, con cara de haber madrugado esta mañana de sábado primaveral para poder completar, después de horas de trayecto en autobús desde el estado de Delaware o desde Pennsylvania, el complejo proceso del voto exterior. Forman parte de una minoría de electores expatriados que ha logrado vencer al tiempo para ejercer su derecho a votar. En la demarcación consular de Nueva York hay 31.107 españoles inscritos en el Censo Electoral de Residentes Ausentes (CERA), la cifra más elevada de Estados Unidos por detrás de la de Miami. De ellos, solamente 3.281 gestionaron antes de la fecha límite del 1 de abril el denominado voto rogado a la Oficina del Censo Electoral, el trámite que desde 2011 obliga a todos los emigrantes a pedir, a rogar, su participación en unos comicios. El número final de votantes será inferior puesto que no todos reciben a tiempo las papeletas.

Minerva se trasladó hace seis años desde Barcelona y explica que esta es la primera ocasión en la que podrá votar porque «siempre se perdían por el camino». Para Irene y José, una pareja que lleva cinco años en Nueva York, la clave «es estar registrado desde hace tiempo y vivir cerca de un consulado. Cuando residíamos en Arizona nos tocaba el de Los Angeles y era imposible tramitarlo dentro de plazo». El voto rogado ha desplomado las estadísticas de participación exterior. Únicamente el 8,7% de los más de dos millones de residentes en el extranjero lo ha solicitado para estas elecciones generales. «Debería ser más sencillo. Es una traba más en una fórmula electoral demasiado engorrosa cuando muchos de los trámites podrían realizarse vía online»,  Comenta Víctor, un politólogo madrileño que se mudó hace un par de años a la ciudad. 

En el interior del consulado los sobres caen con cuentagotas en la urna habilitada hasta este domingo a las 12 hora local, las 6 de la tarde hora peninsular. «Durante la semana sí que hubo colas. Muchos gallegos de Queens, de Nueva Jersey… Canarios como yo, casi ninguno», apunta el guardia de seguridad sentado en su garita. Dolores Sánchez es una argentina hija de un emigrante gallego de Ordes que acude por primera vez a una cita electoral española en sus 10 años en Estados Unidos. «Sentí que era momento de cumplir con mi responsabilidad también en España y el papeleo, comparado con lo de Argentina, no es nada», asegura. Detrás de ella, llega Nieves, una joven arquitecta que viene de cruzarse la ciudad a toda prisa porque ha tenido que ir a recoger el sobre a su antigua dirección. «Está claro que, sin implicación y sin un esfuerzo proactivo, no votas. Pero pienso que era necesario participar. Ahora más que nunca», añade.

Reflexión en Galicia: del ataque a la sede de Ciudadanos a los clásicos aperitivos

Domingos Sampedro

Así están pasando esta jornada los líderes políticos en Galicia y sus candidatos al Congreso

Pintada en la sede Ciudadanos

La jornada de reflexión de Ciudadanos en Galicia quedó empañada por un nuevo ataque perpetrado contra su sede central en la comunidad, en Santiago, que amaneció con los cristales rotos y una pintada que decía «Fascistas fóra da Galiza, Independencia».Las cámaras de seguridad grabaron ese ataque a las 2.47 horas de la madrugada del sábado, aunque no se pudo identificar al infractor.

El secretario de organización del partido naranja en Galicia, Laureano Bermejo, ha asegurado tras conocer el ataque que «es una pena tener asistir de nuevo a un hecho así, ser víctimas de los actos vandálicos de unos pocos que solo demuestra la falta de respeto y sentido de la democracia que tienen algunos».  Y ha abundado que para esos pocos tienen un mensaje «deben saber que no nos callarán».

Seguir leyendo

Votación
10 votos
Comentarios

El voto obstinado del 28A en Estados Unidos