Publicidad
Publicidad

Los enfermeros gallegos, sin miedo al «brexit»

Se sienten reconocidos en el Reino Unido y no se plantean volver por la marcha del país de la Unión Europea

londres / corresponsal, 10 de abril de 2017. Actualizado a las 11:05 h. 0

Ampliar imagen

0
0
0
0

César Lorenzo es un enfermero gallego que llegó hace poco a Londres. Lo hizo en septiembre, solo tres meses después de la victoria del brexit. Ese terremoto no le dio miedo. El único cambio que sufrió fue un aumento de los requisitos del nivel de inglés en los nuevos contratados. En total, según datos del Colegio de Enfermería británico, hay 7.609 enfermeros españoles registrados en el país, última cifra, correspondiente a febrero de este año. El movimiento de profesionales del sector no parece verse afectada por la salida del Reino Unido de la Unión Europea.

Lorenzo trabaja para un hospital público británico, con lo que espera obtener un certificado por el período laboral trabajado con miras a entregarlo en la bolsa de empleo de Galicia, para incrementar así la puntuación en el apartado en el que se valora la experiencia. Desde el Consejo General de Enfermería español explican que, por el momento, la mayoría de las comunidades autónomas sí computa esa estancia, pero en el futuro todo dependerá de las convocatorias y de los cambios que se produzcan con respecto al Reino Unido durante dos años de negociaciones del brexit.

Imagen:

«Creo que los locales se centran más en ejercer trabajos en leyes y economía, pero ven la sanidad más sacrificada porque aquí el enfermero se encarga de todo», comenta Lorenzo para explicar la falta de enfermeros en el sistema sanitario público británico (NHS, por sus siglas en inglés). De hecho, compara su figura con la de un eje sobre el que gira todo, ejerciendo incluso el papel que en España normalmente juega la familia del paciente.

Veinte años fuera

Gonzalo Santos López está a punto de cumplir veinte años en territorio británico. Natural de Vimianzo, llegó como auxiliar, se formó en la universidad durante tres años para ser enfermero gracias a un curso pagado por el NHS y desde hace seis meses ejerce en la uci del hospital University College London, uno de los más respetados del país. «No sabemos qué va a pasar con el brexit, pero llevo aquí tantos años... Desde el hospital nos han dicho que no nos preocupemos por nada», cuenta Santos, dejando claro que el trabajo de los profesionales españoles está muy bien visto, agradeciendo la motivación y la formación que siempre le proporcionan.

La ourensana Ana Puga lleva 13 años trabajando en el hospital St George’s. Con la carrera recién acabada, llegó aquí a probar suerte. «Pensé en venir por dos años y volver a casa pero, obviamente, en España la situación cada vez es peor y no conviene volver, y menos ahora, que tengo una familia y un trabajo aquí», añade.

Dice que le abrieron muchas puertas, lleva tiempo llegar a ellas, pero subraya que las oportunidades están ahí. Para Puga, en su hospital se adaptan a lo que se precise. Aunque la situación económica no es la misma que en el 2004, pues ha habido recortes en el sistema sanitario y eso se nota, señala que cuentan con «muchos cursos y se puede ascender hasta donde quieras».

Imagen:

Eso sí, confiesa que el tema del brexit es un pequeño tabú con sus compañeros favorables a la ruptura con la UE. Le dicen que su voto favorable a la salida del bloque común no es por ella, que es en protesta por los europeos que viven de ayudas sociales. «Es una situación absurda, no es el problema del 95 % de los europeos que vivimos aquí, la gente votó muy mal informada, pensaban que todo el dinero se iría al NHS», añade.

Para Laia Blanco, enfermera coruñesa que ejerce en la planta de salud sexual en el hospital de Northwick, trabajar aquí supone tener un empleo indefinido desde el día uno. Hay momentos en los que echa de menos a su familia en la distancia y en los que añora Galicia, pero en su nuevo lugar de residencia ha podido independizarse y ahora tiene una hija. Blanco habla de la importancia que le dan al aspecto social de cada paciente.

Comprensivos con el inglés

En traumatología del University College London Hospital trabaja Alicia Braña Vilar. Natural de Santa Comba, tras acabar Enfermería en Santiago y estar un año sin saber qué hacer y viendo que las listas no avanzaban, decidió probar suerte en el Reino Unido. «Son muy comprensivos con el nivel de inglés, nunca me han marginado por eso. Aquí he recobrado mi vocación, que había perdido en España», afirma.

Nuria Álvarez Cebreiro pronto cumplirá tres años en Londres. Aquí trabaja en la uci del hospital Royal London, donde fueron atendidos la mayoría de los heridos de los atentados terroristas del 2005. Natural de Melide, terminó el Máster en Atención Sanitaria, Xestión e Coidados en la Universidade de Santiago en el 2014. Su oferta de trabajo para empezar una nueva etapa profesional en la metrópoli londinense llegó pronto. Tras disfrutar de la experiencia, ahora está de salida y vuelve a Compostela. Pero no es por el brexit, aclara. Quiere terminar un doctorado en reanimación pulmonar. «Creo que en España se está dramatizando con la marcha de la UE. El NHS no puede permitirse quedarse sin enfermeros italianos, españoles y demás europeos. No se pueden permitir perdernos, estoy segura de que nos darán un visado a todos los que estamos en el sector sanitario», explica la joven.

 

 

 

 

Comentarios 0

Este proyecto ha sido cofinanciado por